Pesto Rojo

Ipesto_rojo

Receta hiperfácil para volver después de mucho tiempo al blog.
El Pesto Rosso (Pesto Rojo) és una riquisísima salsa italiana que he tardado en hacer. En casa solemos hacer mucho el pesto clásico, el de base de albahaca, el llamado Pesto Genovés.
Del pesto se hacen muchas variantes ahora, con espinacas, con rúcula… ésta es más conocida por tener como base un producto como son los tomates deshidratados, especialmente buenos en Italia.
El pesto no deja de ser un majado o picada, y volvemos a ver una vez más cómo en otras que ya hemos hablado la similitudes en recetas que bordean toda la costa mediterrenea, mismos productos, casi misma técnicas, pocas variaciones.
La receta más tradicional de pesto lleva piñones, en este caso al tener almendras en casa lo subtituí sin problemas; de hecho veréis en algunas variantes, pesto con avellanas, almendras e incluso anacardos. Por que muchas veces la cocina es eso….. coger lo que tengo en casa y descubrir sabores y texturas nuevas.

Aquí va receta….

Ingredientes:
– 10 piezas de medio tomate seco
– 40 gr de aceite
– 2 cucharadas de  de almendra fileteada
– 1/2 ajo
– 6 hojas de albahaca
– 1 cucharada de parmesano
– 1 pizca de sal

(los ingredientes los puedes variar ligeramente al gusto: prueba tu propia salsa pesto rosso)

1. Los tomates secos pueden venir en aceite o en bolsitas en seco. Si los tienes previamente en aceite los puedes incorporar directamente, en el caso de tenerlos en seco, los has de poner previamente en agua  hasta que se hidraten ( el tiempo depende de los tomates, hay algunos más secos que otros) una vez hidratados y ligeramente tierno hay que secarlos bien y puedes ponerlos en aceite y reservar o utilizarlos directamente para hacer el pesto.

2. Poner los tomates ya hidratados con parte del aceite, el ajo, la almendra, albahaca y la sal en un procesador o trituradora.
3. Triturar hasta el punto deseado, ya que la textura de más molido o menos dependrá de tus gustos.
4. Añadir el resto del aceite y el parmesano y mezclar con el procesador. LISTO!

Observaciones:
– Las proporciones como decía antes pueden cambiar dependiendo de los gustos. Busca cuales son tus proporciones favoritas. Si te gusta más ligera puedes poner menos tomate seco y más albahaca o queso. Prueba y descubre!!
– Si te gusta un poquitín alegre o picante añádele una gindilla pequeña.
– Es una salsa súper versátil: para pasta obviamente, pero también para dar un punto especial a ensaladas, untar en el pan para paninis, bocatas….
– Se puede congelar perfectamente al igual que el Pesto Genovés y és ideal hacerlo para tenerlo hecho siempre a mano, aunque como veis es una salsa que se hace en muy poco tiempo y está lista al momento.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s