Picada. Cómo hacerla y cómo congelarla en porciones.

picada

Hace tiempo que quería realizar este post, un post de un receta base muy útil que llevo practicando desde hace mucho y que realmente significa que un plato pase de estar bueno a muy bueno.

La picada es una técnica muy conocida en la cocina mediterránea que se añade a guisos para darle un toque de potencia en el sabor; no es tan conocida en otras cocinas y puede parecer incluso extraña. Hay muchas variaciones de la misma, ésta es la que yo realizo en casa para congelar por que no sólo lo puedo añadir en guisos, arroces, fideos sino a un simple pescado o pollo a la plancha o al horno.

Esta técnica de congelación en cubitos viene de la preparación previa o ‘mise en place’ de la cocina profesional y que hace más fácil la preparación en último momento de los platos a servir al cliente. En el caso de nuestra casa, traer alguna de estas técnicas nos simplifica muchísimo la vida. La picada es una pequeña porción a utilizar y realizar un buena cantidad de ella cuesta exactamente lo mismo que hacer muy poca. Tener el perejil fresco en un bote en la nevera esperando que se vaya poniendo pocho se ha acabado, ya que tener la picada preparada en porciones y en el congelador realizada justo cuando el perejil está más fresco es la mejor opción. Si añadimos que también podemos hacer una buena cantidad de sofrito y congelarlo de la misma forma, hace que en cuestión de poco tiempo tengamos la base de muchas de las recetas que podemos hacer diariamente en casa: fideos, guisos, arroces…..

Como digo las variaciones a la misma eón múltiples: avellanas en vez de almendras, pimentón dulce o picante eso ya forma parte de tu receta de picada. Yo te dejo la mía para muchos mis platos:

Ingredientes para picada de unos 100 gramos:

– Hojas de perejil (unos 25-30gr)
– Aceite de Oliva Virgen Extra 50 ml
– Azafrán (0,5 gr)
– Ajo 1 diente
– Almendras 35gr.

(Las proporciones evidentemente puedes hacerlas aproximadas siempre basándote en un diente de ajo y almendras)

1. En primer lugar envolver el azafrán en papel de aluminio haciendo un paquetero y ponerlo encima de una sartén caliente durante 3 segundos para que el azafrán se tueste. OJO!! no dejar más que se quema.

2. En el triturador o robot de cocina, poner el ajo las hojas lavadas de perejil fresco, el aceite y el azafrán. Tritura hasta obtener una pasta.

3. Una vez triturado lo anterior añadir las almendras y volver a triturar.

4. Congelar en una bandeja para hacer cubitos (mejor si ésta tiene tapa para evitar mezcla de sabores en el congelador) así las sacaras en las porciones que necesites y en momento adecuado.

Sólo tienes que añadirlas al guiso, arroz que quieras. Ponlo encima de un pescado al horno o a la plancha en el último momento y disfruta!! Las posibilidades de la picada son múltiples 😉

IMG_20150710_131857

IMG_20150710_132223

Anuncios